¿Quién es Gustavo en lo personal y lo profesional?

La verdad es que ambas partes están muy unidas, si dijera quién soy yo, diría que soy de los tipos más afortunados en la vida, tan solo con el hecho de poder hacer lo que me gusta, y mucho más teniendo en cuenta de donde vengo me hace apreciarlo más; mi vida personal está muy conectada con la profesional ya que tan solo el hecho de poder comunicar y contar historias no solo desde una cámara para clientes, sino también  desde mi proyectos personales y además de poder estar creando (Films, Food, and Rock & Roll) eso define mucho quien soy.

¿Cómo pasó lo de tu reconocimiento? 

Pues para comenzar el proyecto lo concebí como una clase “collective work”, un trabajo de apoyo mutuo entre los que hoy son mis grandes amigos y equipo de trabajo, es un trabajo totalmente independiente que tuvo mucho apoyo de otros amigos (Estudios Machina, Binario Lab) y en donde también Andrés Colantoni y Nata Rudd  (Whiskey Co.) me dieron su apoyo para poder concretarlo; fue ahí donde salió “Death, Love, Freedom” un fashion film  que se hizo con las uñas, pero con toda la pasión que todos le impregnaron.

A partir de ser un proyecto independiente, nosotros mismo comenzamos a buscar festivales de FF y lo enviamos a varias convocatorias para ver que pasaba con él, para ver que criticas tenía (y puede tener) y pues es ahí donde nos comenzó a llegar las notificaciones de que quedamos seleccionados a mejor corto fashion nacional en el “Medellín FFF” y en la selección oficial de los festivales “La Jolla FFF” y el “International FFF” (ambos en California).

¿En qué proyectos estás actualmente?

Sigo trabajando en Whiskey Co. muy enfocado en lo digital (que me encanta), pero este año ando muy empecinado en en comenzar hacer cine!! con mi mismo equipo de trabajo (mis compinches) estamos en la pre y en la búsqueda de recursos para rodar mi primer cortometraje, además de empezar a mover un largometraje, con mi socio en este campo que se Llama Carlos Rojas, quien es el guionista de ambos proyectos; Bueno, además ando terminando la grabación del primer EP de mi banda (Boogieman) para comenzar hacer una serie de toques y hacer conocer la banda y pues, para no salirme de la música y el audiovisual he comenzado este año a moverme un poco más con la realización de video clips.

¿Qué se viene para el resto de año?

Con Whiskey, pues tratando de llegarle a más agencias y clientes, comenzar a que vean nuestro camello; darle con toda y enfocado mucho en producir el corto y también ando muy enfocado con “Boogieman”, haciendo lo posible para que nuestra música sea escuchada y que nos conozcan.

El trabajo de Gus en Whiskey