La agencia de publicidad que nació en Chicago en 1935, en plena época postcrisis producto de la depresión del 29, celebró su aniversario con un pícnic en el Parque del Chicó el pasado 3 de septiembre.

  • En Colombia van 68 años trabajando sin parar, conservando la mística, símbolos y valores que su creador Leo Burnett impulso desde el comienzo en EE. UU.

Desde las 9 de la mañana, los burnetteros, como se les conoce a todos los colaboradores de la agencia, se fueron acercando al Parque del Chicó, lugar de encuentro destinado para la celebración, había pasado aproximadamente año y medio sin verse sus caras de forma física debido a las medidas tomadas por culpa de la pandemia.

Cada año, por su aniversario, los colaboradores de la agencia dedican un día de labor social, el Gift Day; 2021 fue la excepción y ese día lo dedicaron a ellos mismos pues era justo, luego de tanto tiempo, verse físicamente, reencontrarse y compartir entre todos. “Esta vez el regalo es para nosotros mismos, es necesario conocernos para poder seguir siendo la gran compañía y el lugar de aprendizaje de vida que es Leo Burnett” dijo Mauricio Sarmiento, Vicepresidente Creativo de la agencia.

El pícnic transcurrió en medio de un día soleado en el que la alegría de la gente fue protagonista mientras se disfrutaba del desayuno. Las manzanas no estuvieron ausentes en la celebración y el fundador fue recordado con este símbolo, pues la idea de repartir estas frutas se le ocurrió a Burnett hace más de ocho décadas con finalidad de acercar a sus clientes y hacerlos amigos, en las instalaciones de ese tiempo siempre hubo manzanas para repartir como símbolo de amistad y hoy esta tradición se mantiene en pie, pues en ocasiones especiales el intercambio de manzanas continúa.

Asimismo, otra tradición que perdura es la repartición de dólares, Leo Burnett tuvo la idea de regalar un dólar a sus colaboradores por cada año de vida de su agencia, así que, alrededor del mediodía, al finalizar la jornada, esta vez cada empleado de la agencia Leo Burnett recibió 86 dólares en la sede. “Esta es una agencia de corazón abierto donde son muy importantes dos cosas, el talento y la calidad humana, conectamos mucho con gente buena y esto es lo que nos ha mantenido unidos” expresó Ana Sánchez, Directora General de Cuentas, luego de invitar a los burnetteros a la casa con el propósito de recibir el dinero. Así concluyó el día donde las manzanas, la amistad y los dólares estuvieron presentes, manteniendo la mística y simbología característica de la agencia.