Desde el mes de septiembre de 2020 ha empezado el reto de ser la primera EPS (Entidad Promotora de Salud) que habla de una forma más irreverente, buscando conectarse con la gente a través de un lenguaje poco convencional y que se ha diferenciado pronto ante la forma de comunicar de la categoría.

El objetivo más grande de la marca es mejorar la salud y el bienestar de los colombianos, por eso surge la necesidad de hacerlos sentir aludidos, que reconozcan a Famisanar desde sus experiencias y su lado humano, antes de presentar todo un despliegue de servicios.

La última campaña en salir al aire, por ejemplo, entra en la cabeza de la gente desde momentos incómodos que han vivido o que han visto en alguien más; para advertir acerca de las consecuencias del uso de sustancias psicoactivas.

La maternidad es otro tema importante, donde la invitación es darle prioridad a toda la ruta de atención que incluye el cuidado del bebé y de la población gestante antes, durante y después del embarazo. ¿Cómo volver esto divertido? La campaña fue inspirada en todos esos factores en las características o gustos del bebé que son lo único que la medicina no puede controlar.

En la búsqueda de incentivar el cuidado de la salud sexual, la marca se fundamentó en los derechos que tiene cada individuo de establecer su voz antes de cualquier prejuicio, agresión o violencia. Es así como nace más que una campaña, un movimiento con un llamado a recuperar el derecho de poder decir: NO al sexo sin protección, NO al rechazo por mi identidad sexual, NO al justificar una agresión por la forma en la que visto. ¡NO Y PUNTO!

Así como han salido campañas divertidas, hay algunas con temas extremadamente sensibles, que se deben desarrollar con tacto en la comunicación. Es el caso de la prevención al suicidio, que con un incremente exponencial debido al encierro y depresión en el marco de la pandemia; se debe abordar invitando a las personas a leer esas señales que, aunque parezcan inofensivas pueden ser un indicador en alguien de su entorno que puede estar pensando en una opción fatal.

Entendiendo que ha sido un año difícil, es importante seguir con nuestras vidas, sobre todo quienes forman parte de la población priorizada ante emergencias médicas. Famisanar tenía la necesidad de invitar a las personas mayores, con enfermedades inmunosupresoras y mujeres en estado de embarazo; a no pausar su salud. Como resultado, se planteó un panorama en el que de repente todo alrededor de estas personas se detenía.

Algo más que tampoco se debe detener son las vacunaciones, en un recorrido buscando qué nos gusta a la mayoría de los colombianos y cuál es la principal acción que desempeñan las vacunas en nuestros cuerpos; la marca decidió invitar a todas las personas a fortalecer sus defensas, en un contexto futbolero que sin duda todos entendemos.

“El trabajo entre los equipos de Famisanar y Mullen Lowe Beat ha tenido la sinergia que esperábamos desde un comienzo. Tanto la agencia como la productora han podido materializar nuestras necesidades de la mejor forma, logrando hacer las cosas diferentes para crear esa adherencia de los mensajes en nuestros afiliados que tanto estábamos buscando”, nos cuenta Juan Camilo Gómez, Gerente de Mercadeo de Famisanar.

El propósito es seguir desarrollando en conjunto campañas que inviten a los colombianos a contar con la marca, que conecten con cada persona desde su identidad y la necesidad específica que podamos aliviar respaldando su salud y bienestar.

Cliente: FAMISANAR
Gerente de Mercadeo: Juan Camilo Gómez
Directora de Comunicaciones: Yolanda Castañeda
Jefe de Mercadeo: Laura Arroyave
Agencia: Mullen Lowe Beat
Chief Business Officer: Juan Carlos Peña
Director de cuenta y medios: Daniel Castañeda
Directores Creativos: Duván Villegas y Sonia Barrera.
Redactores: Oscar Castañeda, Samuel Prieto, Camila Sánchez, Yekar Osorio.
Directores de arte: Cristian Niviayo, Anderson López, Juan Villa, Luis Ortega, Mateo Guerrero.
Productora: Rino Films.
Productor Ejecutivo: Jaime Forero.
Director: Juan Andrés Suárez.